El SUC recuerda cómo actuar ante un traumatismo craneal y a vigilar los signos de alarma

 22/08/2018

Hay que evitar lanzarse al agua en zonas poco profundas o con rocas y alejarse de espacios destinados a deportes acuáticos

El Servicio de Urgencias Canario (SUC), adscrito a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, recuerda cuáles son los principales signos de alarma que hay que tener presentes ante un golpe en la cabeza o traumatismo craneal.  Según advierten los profesionales del SUC, la gravedad del traumatismo dependerá de la intensidad de la contusión y la presencia en el afectado de factores de riesgo, en particular si usa medicamentos para la coagulación. Clínicamente puede revelarse como alteración de conciencia, somnolencia o aturdimiento; náuseas y/o vómitos y hemorragia o pérdida de sangre por oídos o nariz.

Además, estos síntomas pueden ir acompañados de otros como, dolor fuerte de cabeza, hematomas alrededor de los ojos o de las orejas y alteración en el tamaño o simetría de las pupilas, bien demasiado grandes o pequeñas o con tamaños diferentes. Ante la aparición de cualquiera de estos signos de alarma y, especialmente si se trata de un niño, o ante un empeoramiento del herido, debemos actuar lo más rápido posible con el fin de evitar complicaciones posteriores.

El SUC recuerda además que se debe tener especial cuidado al adentrarse en las zonas de baño y, ya sea en playas o piscinas, comprobando antes la profundidad y no tirarse de cabeza si hay rocas cerca. Asimismo, aconseja seguir las recomendaciones de los servicios de socorrismo y respetar las zonas acotadas con balizas para actividades acuáticas para evitar así ser golpeados por tablas de surf o motos acuáticas, entre otros.

Ante un traumatismo de este tipo y para evitar que la situación empeore, es de vital importancia, una vez alejado del peligro, no mover al herido y esperar la intervención del personal sanitario ya que tras cualquier golpe en la cabeza puede haber lesiones en la columna vertebral, especialmente de las vértebras cervicales.

En estos casos, además, se debe alertar inmediatamente al teléfono de emergencias 1-1-2 para que uno de los médicos coordinadores, de guardia las 24 horas del día, indique los primeros auxilios que se deben realizar hasta la llegada de la ayuda sanitaria especializada.

Mientras llegan los recursos sanitarios más adecuados al tipo de incidente, la persona que se encuentra al lado del herido debe verificar el estado de alerta o conciencia del afectado, si respira correctamente y comprobar la presencia de pulso. Estos datos deben ser comunicados inmediatamente al médico coordinador por si fuera necesario tomar algún tipo de medida adicional.

 Asimismo, los médicos del SUC, presentes en las salas operativas del 1-1-2, ofrecen recomendaciones y pautas de actuación a través de la teleasistencia también en esta materia e insisten en la vigilancia de estos síntomas cuando el que sufre un traumatismo craneal es un niño.

Por último, el SUC recuerda que, aunque no aparezca ningún signo de alarma, todo traumatismo en la cabeza consecuencia de caída en altura, accidentes de tráfico o como consecuencia de un desvanecimiento, etc. debe ser valorado por un médico a la mayor brevedad posible.

 

 

 

Submit to DeliciousSubmit to DiggSubmit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to StumbleuponSubmit to TechnoratiSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn