El SUC asistió, de forma prehospitalaria, el nacimiento de seis bebés en el año 2014

02/01/2015

Traslado en helicóptero del SUC de una recién nacido, desde su domicilio.

El SUC asistió, de forma prehospitalaria, el nacimiento de seis bebés en el año 2014
Cuatro de ellos, tuvieron como escenario el domicilio de la gestante, otro se desarrolló en un vehículo particular y el sexto en una guagua de transporte público

El Servicio de Urgencias Canario (SUC), adscrito a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, asistió el nacimiento de seis bebés que llegaron al mundo en el año 2014 de manera inesperada, antes de que sus progenitoras ingresaran en el centro hospitalario de referencia. Estas atenciones fueron realizadas por el personal que trabaja en los recursos sanitarios, contando en algunos casos con la colaboración del personal de Atención Primaria de diferentes centros de salud de las islas, y bajo la coordinación de los médicos del SUC, presentes en la sala operativa del 1-1-2 Canarias, que en varios de estos partos ayudaron a los alertantes, a través del teléfono, a realizar determinadas maniobras hasta la llegada de la ambulancia.

De los seis partos asistidos durante 2014, cuatro de ellos tuvieron como escenario el domicilio de la gestante, otro se desarrolló en una ambulancia medicalizada del SUC y el sexto en una guagua de transporte público.

Uno de los partos en domicilio se inició en el portal de la vivienda, situada en el barrio de Tamaraceite, en Las Palmas de Gran Canaria. El padre del bebé llamó al 1-1-2 para comunicar que se encontraba en la calle, junto a la puerta de su casa, de camino al hospital porque su mujer, embarazada de su quinto hijo, se encontraba de parto. Tras hablar con el médico coordinador del SUC e indicarle el estado de la futura madre, éste comprobó que se encontraba en situación de parto inminente por lo que le recomendó que regresaran a su domicilio, tumbara a la parturienta en la cama y esperaran la ambulancia medicalizada.

A su llegada, el equipo médico del recurso sanitario asistió el parto y comprobó que al nacer, el bebé presentaba falta de oxígeno debido a una vuelta de cordón, por lo que procedió a cortarlo y a realizarle maniobras de reanimación, así como su traslado urgente al Hospital Universitario Materno Infantil de Gran Canaria. Por su parte, el médico coordinador del SUC contactó con el neonatólogo de guardia para alertarle de la llegada inminente del recién nacido.

Médico Coordinador del Servicio de Urgencias Canario en la Sala Operativa del 1-1-2 en Las Palmas

Otro de los partos, también en domicilio, tuvo lugar en el municipio tinerfeño de Icod de Los Vinos y se desarrolló con la ayuda del enfermero de una ambulancia sanitarizada del SUC. El personal de la ambulancia tuvo que recorrer a pie un kilómetro hasta llegar a la vivienda, que se encontraba alejada del casco urbano. Cuando la médico del Centro de Salud de la zona, que fue trasladada por la Policía Local, llegó al domicilio la niña ya había nacido. A continuación, tanto la madre como el bebé fueron evacuadas al hospital más cercano en la ambulancia sanitarizada del SUC con la médico del Centro de Salud, escoltada en todo momento por la Policía Local.
También en Tenerife, tuvo lugar otro parto en domicilio, en esta ocasión en el municipio de Arico. La llamada de alerta indicaba que una mujer, embarazada de su tercer hijo, se había puesto de parto, en una zona bastante alejada del centro hospitalario, por lo que el SUC activó además de los recursos terrestres un helicóptero medicalizado. Cuando la ambulancia llegó a la vivienda con el personal del centro de salud, el bebé ya había nacido, así que el equipo médico se encargó de ligar y cortar el cordón umbilical. Al llegar el helicóptero medicalizado, su personal sanitario colaboró en el alumbramiento y llevó a cabo la evacuación aérea de la madre y del bebé, en buen estado de salud, a un centro hospitalario de la isla.
En octubre nacía otra pequeña en Hoya Andrea, Las Palmas de Gran Canaria. Mientras acudían los recursos sanitarios al lugar, el médico coordinador del SUC realizó teleasistencia indicándole al alertante los pasos a seguir. A la llegada de la ambulancia de soporte vital básico, su personal sanitario comprobó que la madre se encontraba en trabajo expulsivo y ayudó a nacer a la pequeña. Pocos minutos después llegaba la ambulancia medicalizada cuyo personal médico procedió a cortar el cordón umbilical y a finalizar las tareas de parto para su trasladado en ambulancia medicalizada al hospital.

Sobre ruedas

Del total de partos asistidos, uno de ellos tuvo como escenario una guagua de transporte público. En la llamada de alerta especificaban que la gestante había dado a luz en una guagua que circulaba por la GC-1, a la altura de la potabilizadora, en Las Palmas de Gran Canaria, sentido norte. El médico coordinador del SUC, de guardia en la sala del 1-1-2, habló con la alertante para, con el interrogatorio establecido en estos casos, conocer y valorar el estado de la madre y del recién nacido, mientras los recursos sanitarios se dirigían al lugar. Cuando la ambulancia medicalizada llegó al lugar en el que se encontraba la guagua, el equipo médico asistió a la madre y al pequeño, cortó el cordón umbilical y tras comprobar que ambos se encontraban en buen estado de salud efectuó su traslado al Hospital Universitario Materno Infantil de Canarias.

En el mes de diciembre venía al mundo otro bebé sobre ruedas en las manos del SUC. Esta vez, en el interior de una ambulancia medicalizada que la trasladaba al Materno tras recibir una alerta del centro de salud de Maspalomas. A pesar de la agilidad del servicio, el parto fue tan inminente que la madre dio a luz durante el trayecto, concretamente en el kilómetro 31 de la GC-1, ingresando en el hospital con su hija en brazos.

Submit to DeliciousSubmit to DiggSubmit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to StumbleuponSubmit to TechnoratiSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn